miércoles, 5 de septiembre de 2007

Adoro la entrada suavecita de la noche, saber que se aproxima el momento de estar a solas en mi cuarto, en mi cama, pensando. Adoro dormir cansada mientras veo por la ventana e imagino cuántos universos pueden existir allá afuera o talvez adentro, en la habitación misma.
Pero antes de dormir despierta el temor a palpar aquellos mundos, llenos de cucos, alimañas y duendes...
Anoche soñé con aquel monstruo serruchapisos de la película "El laberinto del Fauno". Este animal es realmente horrendo, hace mucho que algún monstruo no se me fijaba en la mente.
Sólo hace falta verlo para imaginarse pegando la carrera para huir de él.


Estoy observándolo y solo puedo emitir un gran "mamaaaaaaaaaá"...y talvez un "guacatelas".
Sé que hoy no podré dormir muy bien porque imaginaré su rpesencia debajo de mi cama, o entrando y me la pasaré planeando cómo huir si se llegara a comer a mi familia.
Para distraerme intenté buscar en internet algo que me permita borrar de la mente la idea fantasmagórica de este bicho.
Encontré su caricatura.


Esta imagen me hizo reir y me alivió un poco, masomenos la décimo tercera vez que la vi.
Hubiese querido también conocer al actor que lo representó para tranquilizarme del todo, pero no lo encontré.
Uhm... espero no soñar con el ás tarde... rezaré y leeré la biblia.
Dulces sueños.

4 comentarios:

  1. Tyler Durden8:30 p.m.

    Un Cronopio se recibe de médico y abre un consultorio en la calle Santiago del Estero. En seguida viene un enfermo y le cuenta cómo hay cosas que le duelen y cómo de noche no duerme y de día no come.

    -Compre un gran ramo de rosas- dice el Cronopio.

    El enfermo se retira sorprendido, pero compra el ramo y se cura instantáneamente. Lleno de gratitud acude al Cronopio, y además de pagarle le obsequia, fino testimonio, un hermoso ramo de rosas. Apenas se ha ido el Cronopio cae enfermo, le duele por todos lados, de noche no duerme y de día no come.
    Historias de Cronopios y Famas---Julio Cortázar

    ResponderEliminar
  2. cuando no puedas dormir por algun temor no trates de dormir y mientras piensas en como no caer en los brazos de morfeo ... ya abra amanecido.
    Mmm, voy a ver "El Laberinto del Fauno" señorita enfermera.

    ResponderEliminar
  3. No he visto la película. Conozco un fauno real y no se parece en nada,en las zonas cercanas a la estrella selvática donde vive mi madre ellos caminan, saludan, se me acercan cuando voy a fumar en la rivera.asi que duerme

    ResponderEliminar
  4. el no es el fauno... el es monstruo...
    los faunos son amables y sabios...
    ese fauno que conoces tiene los pulmones negros...

    ResponderEliminar

Gracias por comentar.