lunes, 1 de noviembre de 2010

cielo



Los racimos celestes
allá arriba en el cielo donde se pinta el cuadro
de una mujer
virgen
o de una niña
sin edad.
Los racimos celestes o blancos.
Si son celestes
son pájaros.
Si son blancos
son nubes.
Lo celeste del cielo
parece fruta,
parece frescura
incluso
en el invierno.
El pintor se pone el pincel
en los labios
y sus pies
son quienes rezan.


2 comentarios:

  1. y nadie supo por q se corto la mano el pintor...pero tampoco eso era lo importante

    ResponderEliminar

Gracias por comentar.